¿Qué muleta se adapta más a tus necesidades? - Centro Ortopédico Valencia

¿Qué muleta se adapta más a tus necesidades?

¿Qué muleta se adapta más a tus necesidades?

En algunas ocasiones nosotros o nuestros familiares necesitamos muletas para poder desplazarnos y es muy importante escoger aquellas que nos permita tener estabilidad, seguridad y comodidad

Además, en el mercado, no solo hay un tipo o modelo de muleta, por ello hoy queremos enseñarte las diferentes posibilidades que existen y cual se puede adaptar mejor a tus necesidades para que puedas sacarle el máximo partido durante el tiempo de uso. 

¿Qué tipo elijo?

Debes elegir tu muleta en función del peso, postura, altura y su uso, ya que cada una tiene unas características diferentes: 

  • Muletas de antebrazo: Son las muletas más habituales y probablemente las que más hayas visto. Su empuñadura es horizontal y tiene apoyo para los antebrazos.

El peso queda repartido entre el antebrazo y la muñeca por lo que resulta una buena opción para aquellas personas que pueden soportar su propio peso. Son muy cómodas, fáciles de usar y las más recomendadas para un uso prolongado en el tiempo. 

  • Muletas axilares: Este tipo de muleta tiene soportes acolchados en la parte superior, que permite comodidad en la parte donde descansa la axila, y también en la agarradera para que no nos hagamos daño en la mano. 

Al contrario que el modelo anterior, se trata de la muleta indicada para aquellas personas en las que su propio peso es demasiado para sus antebrazos y muñecas, puesto que permiten repartir el peso. Son cómodas, resistentes y facilitan una correcta postura. 

  • Muletas plegables: Estas muletas resultan muy cómodas puesto que, como su propio nombre indica, se puede plegar cuando no las utilicemos. Es la muleta ideal para aquellas personas que necesiten un apoyo leve al caminar.

Su comodidad y practicidad gracias a que pueden ser plegadas, guardadas y transportadas fácilmente, la convierte en la opción favorita para personas mayores.

¿Es mejor usar una muleta o dos?

Dos muletas aportarán una mayor estabilidad y suelen usarse cuando el pie o la pierna no puede apoyar en el suelo, pero dependerá de la lesión, la movilidad y las indicaciones de tu médico. 

¿Cuál es la altura ideal? 

Es muy importante que las muletas estén correctamente reguladas en altura puesto que de ello permitirá un mayor grado de confort y también nos ayudará a evitar otro tipo de lesiones durante el tiempo que las estemos utilizando. Sin embargo, la altura dependerá de cada tipo de muleta: 

Por un lado, en las muletas de antebrazo, la parte superior debe quedar 5 cm por debajo del codo, de esta manera el antebrazo no se bloqueará y podrás mantener el codo ligeramente flexionado, aproximadamente 30º. La empuñadura debe quedar a la altura de la cadera/ altura del bolsillo del pantalón.

Por otro lado, en las muletas axilares, dependerá de la altura de la persona puesto que hay diferentes tallas para estas muletas. Al igual que la anterior, la parte superior de la muleta debe quedar 5 cm por debajo de las axilas para que no te roce ni te haga daño al usarlas.

¿Qué material elijo?

Las primeras muletas fueron hechas con madera, pero por ser demasiado pesadas se fueron modificando y fabricando de materiales más resistentes, duraderos y ligeros. Los más habituales son: 

  • Aluminio: para la estructura de la muleta. Aportan equilibrio. 
  • Termoplásticos: para las abrazaderas, soportes y empuñaduras.
  • Fibra de carbono: Las muletas de este material son más ligeras pero su precio es mayor al de las muletas de aluminio. 

Recomendaciones:

Lo más recomendable es que pruebes la muleta y tengas asesoramiento por parte de profesionales del sector, pero debes tener en cuenta lo siguiente:

  • Tiempo de uso: Si vas a utilizar las muletas para un tiempo prolongado es mejor seleccionar aquellas con empuñadura blanda y ergonómica, puesto que nos ayudará a no tener dolor en brazos o manos, y también reducirá los impactos. Si, por el contrario, vas a utilizar las muletas durante un período corto de tiempo, una muleta estándar es la opción adecuada.
  • Peso: Plantéate si puedes soportar tu propio peso con los antebrazos, si es así te recomendamos las muletas de antebrazo, pero si no lo es, te recomendamos las muletas axilares. 
  • Postura y comodidad: Asegúrate que la muleta te permite mantener una postura correcta, no te hace forzar movimientos y es cómoda para ti. 
  • Calzado: Es importante el uso de calzado adecuado para evitar caídas. 

Desde Centro Ortopédico Valencia podemos asesorarte y mostrarte las opciones que mejor se adapten a tus circunstancias. Acércate y consúltanos sin compromiso.  

 

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies